Recuerdos que vienen por correo

No todo son emails, algo que nos parecía mentira hace años, cuando entonces  jurábamos que el papel nunca sustituiría al correo por carta, tan íntimo este, cercano y personal.

De vez en cuando, muy de vez en cuando, alguien se anima a regresar a la tradición que nunca debió haberse perdido y que ahora ha sido sustituída por ese correo spam navideño que da gusto eliminar de un plumazo.

La recuerdo con sus sonrisa, con sus locuras, la recuerdo cuando aquel año sentada en la cama de la 4-4 añoraba no poder estar ese año compartiendo risas con nosotros, algo a lo que puse remedio y solución. La recuerdo viniendo a buscarme para decirme que la habían admitido de nuevo y que volveríamos a esas tardes únicas, a esas meriendas de fin de semana haciendo el loco y tantas otras cosas que permanecerán ahí para siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s