Tirando cosas viejas

No había un día mejor, 1 de noviembre, para dejar marchar esas cosas antiguas que han ido cogiendo polvo. Ni qué decir tiene que no me ha dado tiempo a tirar todo lo que quisiera, porque tanta escalera arriba y abajo necesita un descanso entre medias.

En este sacrificio material no todo es malo, de entre todas esas cosas antiguas, uno vuelve a descubrir y recordar ciertos momentos. Desempolvar papeles es como viajar en el tiempo, de repente una carta te transporta diez años en el tiempo como una revista infantil te lleva hasta cuando tenías once años, mientras unos apuntes del instituto te vuelven a llevar adelante en el tiempo.

Sin duda un viaje agotador pero fascinante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s