Pintar el cielo

Entre estas cuatro paredes de esta ciudad que bulle sin descanso, a veces en mis sueños pinto el cielo en cualquier rincón, para poder escapar un instante a la realidad que espero que siempre esté ahí, velando los deseos de un lugar que permanece como un tesoro y vía de escape.